Las claves del saludo político.

Posted by SEBASTIAN BERTRAN LAMAS on 6:38 a. m. with 3 comments

      Decíamos que la imagen esta en construcción permanente y, una de las señales más importantes de la comunicación escénica es la que transmite la mano o el saludo humano.  Depende de cómo la utilicemos, si es con la palma hacia abajo intentaremos transmitir: autoridad, poder y, si es con la palma hacia arriba: sumisión, libre de amenaza o incluso igualdad.
Por ello cada vez más, nuestros políticos ensayan no solo las posturas de las mismas, sino incluso lo valiosos apretones de mano.

En general,  como punto de partida, siempre recomendamos que nuestro gesto u o apretón de manos intente ser calido, amistoso y positivo. En el intento de la búsqueda de confianza, de credibilidad e igualdad, debemos intentar asegurarnos de que ambas manos están en posición vertical, con los brazos lo más extendidos posibles y, ser muy receptivos a la fuerza que aplicamos para que sea la misma que recibimos. Aunque en esta ocasión, quien se lleva los laureles es el mismísimo Bill, no solo al ocupar el centro de la escena, sino al hacerlo con las palmas abiertas, en señal de total y absoluta distensión, armonía y franqueza.
Con oportunidad de asesorar metafóricamente al candidato en la alcaldía de Córdoba (PSOE), recuerdo haber manifestado la necesidad de hacia donde posicionarse a la hora de estampar la foto que inmortalice el encuentro entre dos adversarios políticos. 

Correcta posición de ZP ante MR
En ese caso, sugerí que ocupase el lado derecho de su rival (o el izquierdo de la foto), de modo que al extender el brazo y la mano pudiera suavemente aplicar un pequeño giro hacia dentro, de modo que quedase su palma hacia abajo. Lo cual, reflejaría un intento de dominio y superioridad cruciales a la hora de participar en un debate. 









¿Y si estamos en la misma posición y no queremos ser dominantes?

Habilidad de JM para contrarrestar su dominancia sobre Evo
En este caso, deberíamos intentar girar nuestra mano hacia la derecha y hacia abajo para que nuestra palma quedase lo más arriba posible. De no ser posible, al menos algún otro gesto compensatorio sobre el hombro de nuestro compañero en cuestión.










¿Como neutralizar el apretón dominante?

Hay varias técnicas pero sin duda la preferida por mí, es aquella que involucra las dos manos. 

Habilidad de Arafat para contrarrestar la dominancia de Blair.
Primero la extendida con la palma hacia arriba y, cuando el dominante posa la suya con la palma hacia abajo, enseguida ponemos la otra mano libre encima de ambas, generando una leve presión para girar.














Y, la que descoloca totalmente al saludador dominante es la siguiente: 

CM neutraliza la posición dominante de RA
Mientras nos damos el saludo tomar con la otra mano ya sea tanto el hombro o el brazo entrando en la zona intima y por supuesto, rematarla con un cálido pronunciamiento de su nombre.